18 de mayo del 2021.

18 de mayo del 2021.

Ciudad Valles, San Luis Potosí a 18 de mayo Año de San José en La Iglesia de Dios 2021.

Mis amados hijos de la Iglesia los Bendigo con la Luz del Cordero Santo y les animo a seguir por el buen sendero que les acercará al Padre que vive y reina por los siglos de los siglos amén.

Soy María Purísima Santa y devota de mi esposo José Santo. A él la Iglesia lo recuerda y le brinda tributo por amor; el gran amor que él tuvo a su familia, mi familia.

Amados míos la luz tenue les avisa de los últimos acontecimientos que se presentan por el mundo, tanta violencia expuesta de las Naciones hermanas. Tristeza infinita por los tiempos Israel tierra de justos, envueltos en una lucha hegemónica, en dimes y diretes. Intereses de unos cuantos que adormecidos por el poder infringen acuerdos y pisotean Leyes.

Ya es tiempo el tiempo a llegado y la flor de loto es abierta y por ahí han de entrar los ejércitos de otros puertos a terminar lo que hace mucho comenzaran los ladrones.

Han jugado al gato y al ratón o al ratón y el gato por mucho. No toman seriedad, los eventos por mucho se salen de control. Las esferas se mueven y da comienzo el concierto. Zumbidos del Norte, Oceanía, por el mar y por tierra ¿Qué ganan? Poca tierra liderada por muchos y mis hijitos sufrientes que nada deben son aniquilados.

Guerras “triunfalistas” por quienes se creen los dueños del mundo.

Falsos intereses mueven las esferas.

Ojalá, mis hijos, hubieran escuchado a los Profetas; ojalá, mis hijos, no hubieran rechazado al Salvador; Ojalá mi Dios haga mella o ponga huella y extinga por fin la culebra que azota a la Nación que tanto les dio, les ha dado y seguirá emanando leche y miel.

Conflictos bélicos hija mía que no contentan al Dios de la Paz.

Escuchen sus Profetas lo que anunciaron desde antaño.  Gog y Magog.

Todo a de sucederse en el Tiempo.

Se ha rebasado la copa, corre ya la sangre purificadora que viene a limpiar las cenizas.

Por cada inocente Dios hace justicia.

Las Organizaciones mundiales hagan su trabajo ¿a qué esperan? ¿a qué les llegue la lumbre a los aparejos?

Hijos míos oren por las Naciones del mundo.

Dios en su Trinidad hace eco de su justicia que ya llega al lugar donde claman por ayuda, La Misericordia de Dios alcanza para todos. Su justicia perenne establecida queda en el Reino de Judá.

Id en Paz con amor de El Salvador y La Triada.

Les amo niños míos no duden tened fe todo al tenor de Dios.

María.

 

 

Compartir en mis redes 🤩

Deja una respuesta